NO TE PIERDAS

sábado, 23 de junio de 2012

CULO VEO, CULO QUIERO







Es curioso ver cómo las ciudades se van llenado de carteles de SE VENDE, SE ALQUILA, CESE DE NEGOCIO, CERRADO POR VACACIONES (desde hace un año) ... 
Y desde hace un tiempo, se están viendo los carteles de TRASLADO, buscando un alternativa más viable económicamente. 
Está claro que las soluciones las encontraremos los afectados, que somos los que sabemos de esto. Los dirigentes solo se preocupan de su imagen pública, de su bolsillo y de perpetuarse en la clase política.


Pero ciertamente, muchos de los negocios que están cerrando quizás estaban abocados al fracaso tarde o temprano. 
En estos años de bonanza y sobranza, todos querían ser empresarios, montar un negocio y que diese grandes beneficios desde el primer día. La envidia y la falta de imaginación, junto con un estado general de euforia económica hicieron el trabajo. Todos hemos visto en nuestras ciudades como cada día abrían una inmobiliaria y un bar. Como un albañil se convertía en constructor o promotor. Lo hacia cualquiera que tuviese dinero, suyo o del banco, para invertir y hacerse de oro. 
Tampoco se ha tenido en cuenta la saturación del mercado. Muchos negocios del mismo tipo, demasiados. Y al final, la competencia rompe el mercado.
Luego muchos han caído a la misma velocidad que subieron. Normalmente cuanto más alto se sube, más grande es la caída.
El intrusismo laboral es lo que tiene. El no saber o no querer saber. Que hace un albañil llevando una obra de 25 chalets ? O un promotor poniendo un bar ? Porque que aparte de dinero hacen falta conocimientos y trabajo, mucho trabajo. Y el que no tuvo cabeza para conseguir una estructura sólida en su negocio, se quedó sin nada. 


Y ahí es donde se han equivocado muchos, y ahora le echan la culpa al gobierno, a la banca, a la Merkel etc...  
Al fin y al cabo, el tiempo devuelve a cada uno a su lugar.




1 comentario:

  1. Es increíble la cantidad de negocios que se traspasan, o locales que han cerrado y se venden o se alquilan, me fijo cuando voy por la calle, y me asombro de que, incluso, los que más éxito tenían, ahora están cerrados, esto se está convirtiendo en un desierto, es terrible.

    Un beso.

    ResponderEliminar

Designed By